Congreso aprobó US$5,000 millones para Odebrecht

Ramón Pérez Reyes
Santo Domingo

Desde el año 2001, cuando la empresa brasileña Odebrecht inició operaciones en el país, el Congreso Nacional aprobó, por pedido del Poder Ejecutivo, préstamos por un total de US$5,047 millones para la construcción de obras en distintos puntos del país.

Los préstamos fueron aprobados en la gestión de distintos presidentes de cámaras y durante los gobiernos de los partidos Revolucionario Dominicano (PRD) y de la Liberación Dominicana (PLD).

Una gran parte de esos préstamos fueron modificados mediante adenda que llegaban después al Congreso Nacional, según un cuadro estadístico enviado a este diario.

El primero de los préstamos aprobados ocurrió durante la presidencia de Andrés Bautista, en el Senado; y Rafaela Alburquerque, en la Cámara de Diputados, y fue de US$161.8 millones para la construcción del acueducto de la Línea Noroeste.

Eso ocurrió durante el período del 30 de marzo al 03 de abril de 2002,  pero meses después el 29 de septiembre de 2009,  el Congreso  aprobó un adenda donde el Instituto Nacional de Aguas Potables y Alcantarillados (INAPA) y la constructora Norberto Odebrecht tomaron otro préstamo por 89.9 millones de dólares para terminar la obra. Ya para esa ocasión, el presidente de la cámara baja era Alfredo Pacheco.

El 15 de enero de 2004, el Congreso, liderado por Jesús Vásquez (Chu), en el Senado, y Pacheco, en la Cámara de Diputados aprobó otro préstamo de US$131 millones para la construcción de la presa de Pinalito, en La Vega.

Como comenzó a hacerse costumbre, ese no fue el precio final, ya que  fue necesario que entre julio de 2007 y octubre de 2008, el Congreso le aprobara otros préstamos para su terminación.

Los adendum aprobados en esa ocasión fueron de 20 y 68 millones de dólares, respectivamente, pero la presidencia de las cámaras había cambiado, ya que Reinaldo Pared ahora era el presidente del Senado, y Julio César Valentín, de la cámara baja.

LOS FINANCIAMIENTOS A TRAVÉS DEL BANDES
Teniendo como punto común que los préstamos se tomaban al Banco Nacional de Desenvolvimiento Económico y Social de Brasil (BANDES), el Poder Ejecutivo logró que el Congreso le aprobara otros préstamos para una obra que construiría la multinacional sudamericana.

Esta vez eran US$71 millones para hacer el acueducto de Samaná, al cual se le sumaron después otros de US$50 y 62 millones para totalizar 183 millones de dólares.

Antes, el 13 de diciembre del 2005, con Bautista y Pacheco se aprobó un préstamo de 15 millones de dólares, a los cuales se le fueron agregando otros hasta el 2010, en la gestión de Pared Pérez y Abel Martínez, que totalizaron 306 millones.

Desde octubre del 2009 hasta agosto del 10 se aprobaron tres préstamos por un monto de 265.4 millones para la carretera Constanza- Cruce Casabito- Autopista Duarte y el Corredor Duarte, en la capital.

En la gestión de Cristina Lizardo y Abel Martínez, Odebrecht se estrenó en el 2011 con la aprobación de préstamos de unos 450 millones en total para la construcción de obras en Jarabacoa y la carretera que comunica varios puntos de la zona turística del Este del país.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Download Premium Magento Themes Free | download premium wordpress themes free | giay nam dep | giay luoi nam | giay nam cong so | giay cao got nu | giay the thao nu